Los Presidentes de México, Enrique Peña Nieto, Estados Unidos, Barack Obama y el Primer Ministro de Canadá, Stephen Harper, durante la Cumbre de Líderes de Norteamérica, realizada el 19 de febrero en Toluca, Estado de México, destacaron los resultados a 20 años de la firma del Tratado de América del Norte (TLCAN) en términos de comercio, inversión e integración económica. Los tres Líderes del NAFTA acordaron fortalecer aún más la integración e impulso de la competitividad de los tres países, así como trabajar en temas como transporte entre fronteras y facilitación de flujos de personas, entre otros temas.

Bajo el título “América del Norte del siglo XXI construyendo la región más competitiva y dinámica del mundo” los Líderes reconocieron que es necesario establecer nuevos mecanismos para detonar el potencial de la región. El Presidente Peña Nieto propuso cuatro ejes para reforzar el Tratado: prosperidad incluyente y compartida, nuevas áreas de oportunidad, seguridad ciudadana y temas regionales y globales. A su vez, afirmó que Canadá, Estados Unidos Oficina de la Secretaría de Economía en Japón y México comparten fortalezas, recursos y creatividad que permitirán a las tres naciones ser la región más atractiva y competitiva del mundo.

El Presidente Obama recalcó que con vistas al cierre de las negociaciones del Acuerdo Transpacífico (TPP), en el cual participan los tres países, es necesario incrementar la eficiencia de las fronteras y destacó que el TPP ofrece la oportunidad de abrir nuevos mercados en la región más rápida y poblada del mundo.

Previo a la Cumbre de Líderes, el Presidente Peña Nieto sostuvo reuniones bilaterales con sus homólogos de Estados Unidos y Canadá, el Presidente Obama y el Primer Ministro Harper.

Durante la reunión bilateral con Estados Unidos, el Presidente Obama elogió las reformas realizadas durante el primer año de la administración del Presidente Peña Nieto asegurando que las reformas prometen hacer a México más competitivo e incrementar las oportunidades para su población. Asimismo, el mandatario estadounidense mostró particular interés en la apertura para las concesiones y participación del sector privado y empresas extranjeras en la exploración y explotación de petróleo.

Por su parte, el Presidente Peña Nieto y el Primer Ministro Harper acordaron impulsar el comercio bilateral e inversiones mediante un plan de acción, que incluye como una de las prioridades la cooperación en el ámbito energético con el inicio de un programa entre PEMEX y el Departamento de Recursos Naturales de Canadá. El Primer Ministro Harper destacó que es un gran honor ser testigo de los avances de México tras la aprobación de las reformas estructurales, particularmente la del sector energético.

México y Canadá también firmaron memorandos de entendimiento (MOU) en el sector aéreo, crédito a las exportaciones y apoyo a las Pymes. Ambos mandatarios fueron testigos del convenio firmado entre Bancomext y la Agencia de exportaciones de Canadá. Adicionalmente se realizó el compromiso de impulsar oportunidades en el sector automotriz, minería y financiero.

La prensa internacional destacó que la energía representa una gran oportunidad para profundizar los vínculos comerciales de Norteamérica, ya que el tema energético no se incluyó en el TLCAN. Asimismo, indicaron que la reforma energética aprobada por el Congreso mexicano en diciembre del 2013 podría detonar una ola de inversiones que harían más competitivos los costos industriales en toda Norteamérica.

Medios internacionales destacaron que el comercio entre los 3 países genera más del 25% del PIB mundial con un intercambio comercial superior a $1 trillón de dólares por año, resaltando que el comercio diario entre México y Estados Unidos equivale a $1.4 billones de dólares mientras que el comercio diario entre Estados Unidos y Canadá alcanza $1.7 billones de dólares.

Asimismo, hicieron énfasis en el compromiso de los Líderes por incrementar la competitividad, prosperidad y dinamismo de la región y resaltaron los compromisos por fortalecer sus cadenas globales de manufactura y proveeduría e incrementar la cooperación educativa, científica y de seguridad. De la misma forma, apuntaron como temas pendientes de la Cumbre la reforma inmigratoria en Estados Unidos, el tema de las visas entre México y Canadá y el proyecto del oleoducto Keystone XL.

 

Fuentes: Presidencia de la República, Secretaría de Economía, Financial Times, Reuters, Bloomberg, El Economista

0 Me Gusta
823 Visualizaciones